viernes, 1 de abril de 2011

Superaba a cualquier astronauta

Su madre murió cuando ella tenia sólo 4 años. Era una niña demasiado inteligente, por eso sufrió mas de lo que le tocaba. Se sentía completamente sola y abandonada, y ningun niño se merece sentirse así.
-He pensado dos cosas- le dijo a su tía- la primera es... que mama no me quería
-¿cómo dices eso? Tu madre te adoraba
-¿Entonces por que se fue al cielo, ese sitio tan bueno, y me dejo aqui a mi sola?
-Tú madre te queria por encima de todo, ella no queria irse... nunca se hubiera separado de ti- sin darse cuenta empezó a chillar de frustación. Hubo un silencio- ¿que es lo otro que habias pensado?
-No te lo digo que te enfadas
-Cuentamelo, no me enfado, te lo prometo...
-Vale.. lo otro es que... si el cielo es tan bueno, y vas alli con la gente que se ha muerto antes, y es muy bonito y eres muy feliz... alomejor si yo me muriera, podria estar con mama
JODER, esa no se la esperaba.
-Mamá no esta en el cielo, el cielo no existe- volvió a gritar
-¿Entonces donde esta?
-Mamá es una estrella, cuando mires ahi arriba, la estrella que mas brille, esa es mamá, cuidandote desde arriba

Te partía el alama la profunda tristeza que veias cuando mirabas a esa niña. Delgada, tan blanca, con los ojos llorosos y siempre costipada.
Pero desde ese día, esa niña se volvió loca por la astronomía

No hay comentarios:

Publicar un comentario